La Asociación Babilón (radicada en Ibi) tiene su objetivo muy claro: mejorar la calidad de vida de las personas con discapacidad.

Y en ello trabajan día tras día diseñando servicios específicos para potenciar la inclusión de personas con necesidades especiales de apoyo. En definitiva, trabajan por una sociedad mejor, más inclusiva y justa. 

Muestra de ello es el proyecto IMPULSA ECA. 

Se trata de una iniciativa (financiada por el Fondo Social Europeo y la Generalitat Valenciana) que pretende fomentar la inserción laboral de personas con discapacidad y en concreto, aquellas con especiales dificultades de inserción, en el mercado ordinario de trabajo.

Un proyecto que apuesta por el concepto Learn by doing, es decir, aprender haciendo. 

De esta manera, los jóvenes beneficiarios del proyecto realizan prácticas reales en negocios locales, mientras cuentan con el apoyo de técnicos de la asociación (y de los propios dueños de los comercios) para desarrollar las herramientas laborales necesarias. 

Esta metodología basada en el Empleo con Apoyo (ECA) permite que los chicos y chicas participantes adquieran confianza en sí mismos, mientras aprenden trabajando en un puesto real, con los retos que esto supone. 

Además, estas prácticas se complementan con formación continua enfocada en el desarrollo de las habilidades sociales y la capacitación digital (tan necesaria hoy en día). 

Y todo priorizando la accesibilidad cognitiva total: todos los materiales y recursos del profesorado, así como los entornos de prácticas y de están preparados para que su accesibilidad sea total. 

La meta es lograr mejorar la accesibilidad laboral de estos jóvenes, dotándolos de herramientas para asegurar su futuro. 

Pero también para que sean partícipes de la sociedad, siendo parte de esta, mejorándola en el proceso. 

Un proyecto ilusionante con el que ganamos todos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here